Ciudadanos, ciudadanos


Nunca antes los partidos políticos en México habían tenido tantas intenciones, tantos deseos y tanta agenda para llegar a los ciudadanos, para que crean en ellos, para que la gente se entusiasme y vote, como en este año y como seguramente será el próximo año.


La verdad es que hay una crisis en el sistema de partidos políticos porque los candidatos, una vez diputados, una vez presidentes, no alcanzan a cumplir las promesas de campaña, en parte porque los recursos y los tiempos no son suficientes o porque sencillamente el candidato ganador obtiene el cargo y se olvida de los ciudadanos a los que fue a ver en campaña.


Cada vez más los votantes son menos y este es el reto de los partidos políticos, esto es, el tener las capacidades para entusiasmar a la ciudadanía, el convencerlos, en presentarles, sin demagogia, propuestas viables como respuesta a los problemas cotidianos.


Hay actualmente en México un momento político, social y económico muy difícil, por lo que la clase política, con presión sana y necesaria del sector empresarial, necesita urgentemente llegar a un acuerdo nacional que a partir del año 2018 nos garantice estabilidad, seguridad, paz y progreso.


Me entusiasma que las dirigencias de los partidos del PAN, PRD, Movimiento Ciudadano y Encuentro Social se reúnan y busquen las bases para integrar un Frente Amplio, que pueda llegar a un proyecto de nación de consenso, y que finalmente concluya en un gobierno plural, de coalición, que deje atrás intereses personales, de partidos y de grupo.


Este gran proceso de construcción de un Frente apenas inicia y como ciudadanos preocupados por lo que ocurre en nuestro país debemos de seguirlo de manera detallada, paso a paso. Seguramente muy pronto se abrirán las convocatorias para participar con propuestas.


Es en estos espacios donde las agrupaciones sociales, empresariales o como ciudadanos, ciudadanas, debemos de aportar nuestro granito de arena, porque se trata del futuro del país y esto, no es cualquier cosa, pues se trata de nuestro futuro como nación, ni más ni menos.


Como padre de familia, como empresario, como ciudadano irapuatense, me preocupa los niveles de inseguridad y que le apostemos a la industria automotriz sin generar otras alternativas de formación laboral para la clase trabajadora.


Nací en Irapuato y siento mucho orgullo por Irapuato y quiero trabajar y proponer por Irapuato en la trinchera que esté, donde me toque, como es el caso, ahora como presidente de los hoteleros.


Estamos trabajando en el sector turístico de Irapuato por una ciudad más segura con su gente trabajando, capacitándose, y con un bienestar para todos, con expresiones culturales, artísticas, con oportunidades para la gente del campo, entregados al trabajo.

Los irapuatenses podemos dar más. Somos parte de una ciudad media que estamos aún a tiempo de participar todos, de organizarnos y proponer. Pasión por Irapuato es actuar para mejorar nuestro entorno. Tenemos que seguir observando los acuerdos nacionales y participar desde lo local.

Entradas destacadas

1/2
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon