Síntesis nacional

Conoce la opinión política del Periodista Fidel Ramírez Guerra, columna de columnas, portadas del día y notas políticas de México.


Foto del día: Rocio Nahle, próxima secretaria de Energía, dio a conocer que valoran eliminar el IEPS en gasolinas para el presupuesto de 2019, y que analizan de dónde se recuperaría tal monto que se traduce en aproximadamente 250 mil millones de pesos.


Editorial Centenarios-Kiosco de la Historia

Agencia de Información Especializada

Kiosco

Bicentenario de la consumación de la Independencia



Por Fidel Ramírez Guerra


Es la segunda etapa de la búsqueda de enlaces por parte de diez estados de la república, de la cámara de diputado, del senador, de universidades y del poder judicial.


La primera etapa es en Guanajuato: la búsqueda de enlaces en la gubernatura, en Educación, Turismo, Cultura y Comunicación Social. Incluye en lo local: Congreso del Estado, poder judicial local y 15 municipios.


El objetivo es elaborar un repaso desde distintos ángulos de los 11 años del proceso de la Independencia Nacional. También, el planteamiento de un programa base.


Se trata de una iniciativa periodística desde la sociedad civil. Se trata de invitar, exhortar, motivar, presionar, empujar, para que en la función pública y legislativa se generen compromisos de carácter de promoción y rescate de la historia y objetivos de impacto para la niñez, para la juventud y en general para la sociedad.


La primera etapa la hemos iniciado socializando el tema en el estado de Guanajuato.


Son 11 años del proceso de Independencia Nacional. De 1810 a 1821. Tres etapas reconocidas por historiadores: Inicio, Resistencia y Consumación. Para algunos el inicio queda marcado hasta el fusilamiento de Miguel Hidalgo e Ignacio Allende, otros. Luego viene la resistencia, también generada en Guanajuato y apoyado en Michoacán y Guerrero. La consumación, la parte final del proceso por los acuerdos de Vicente Guerrero con Agustín de Iturbide.


De esta manera la Comisión Nacional involucra al estado de Guanajuato, como el sitio de inicio de la Independencia. A Querétaro como el estado conspirador y a Michoacán como la el estado formador.


En la historia de la Independencia el Estado de México con la Batalla de Monte de la Cruces. Jalisco, con la batalla del Puente de Calderón. Coahuila, donde fueron detenidos los insurgentes. Chihuahua, donde fueron juzgados y fusilados los insurgentes. Ciudad de México, donde se tomaban las grandes decisiones. San Luis Potosí, Morelos y otros estados.


Es un proyecto al que estoy convocando. En el año 2021 es el Bicentenario de la Consumación de la Independencia. Estamos a tiempo de elaborar un buen recuento y de generar productos por muchos autores que nos den más claridad y complementen esta gran historia que nos dio origen como país independiente.

____________________________________________________________________________________________________________________________________________


Columna de Columnas

El costo de la consulta / No participaré en la consulta / La gran mudanza

18/10/2018


El costo de la consulta

A pesar de que la consulta ciudadana para decidir el destino del Nuevo Aeropuerto Internacional de México es presentado por sus promotores como un ejercicio democrático, para algunos dista mucho de serlo, especialmente por las carencias e irregularidades con las que se ha tenido que enfrentar la consulta. Este ejercicio podría considerarse como una derrota para la izquierda y los principios por los que ha luchado. En El Universal, el periodista Carlos Loret de Mola, escribe que: “la consulta sobre el nuevo aeropuerto que se realizará a partir del próximo 25 de octubre es una derrota histórica para la izquierda que durante décadas luchó a favor de los procesos de democracia directa y participación ciudadana abiertos, transparentes y confiables. El primer ejercicio de democracia directa impulsado por el que será el primer gobierno federal surgido de la izquierda está lejísimos de lo que defendieron siempre […] El ejercicio se está haciendo sobre las rodillas, es opaco, sesgado y sin ninguna garantía para los que quieran votar. Más que el primer ejercicio de democracia directa parece el primer ensayo de una elección de Estado del nuevo gobierno. Parece diseñado para que el resultado sea el que desea el principal convocante, el presidente electo Andrés Manuel López Obrador. La consulta en sí misma, por la manera en que se está aterrizando, implica ya un costo político en credibilidad para el gobierno que aún está a mes y medio de entrar en funciones. Después de una elección presidencial que arrojó un resultado contundente y le abrió al ganador un panorama que le habrían envidiado por lo menos sus últimos cinco predecesores en cuanto a legitimidad y margen de acción para llevar a cabo el cambio prometido, López Obrador se metió sin ayuda de ningún adversario a un callejón que se antoja era totalmente innecesario. No es un callejón sin salida y en ocasiones anteriores López Obrador ha demostrado habilidad política para enfrentar con éxito situaciones complicadas. Pero es previsible que no salga sin raspones a unas semanas de comenzar el gobierno que anuncia la cuarta transformación de México. Y sólo hablamos del costo del ejercicio mismo. Los costos de la decisión final, sea cual sea la opción favorecida, ameritan un análisis aparte. Será el acto fundacional del nuevo gobierno. El panorama soleado que se veía para la primera administración federal de izquierda hace apenas una semana hoy es nublado. El equipo de transición lo enredó. A ver cómo lo desenreda”.


El verdadero e inevitable riesgo del NAIM en Texcoco

En Milenio, el periodista Carlos Puig, compara la obra del Nuevo Aeropuerto Internacional de México con algunos otros megaproyectos internacionales que fallaron en su principal intención, previendo la posibilidad de que el nuevo aeropuerto no logre su principal objetivo de incrementar el tráfico de pasajeros y turistas en México: “si la historia sirve de algo, podemos estar seguros de que el Nuevo Aeropuerto Internacional de México de Texcoco costará bastante más que lo que se ha proyectado y llegarán menos pasajeros que los que se han imaginado. En 1975 se inauguró el aeropuerto de Montreal-Mirabel. En su tiempo el más grande por superficie del mundo. En unos años recibiría, según el gobierno canadiense, 17 millones de pasajeros. En 1995 recibió menos de cuatro. En 2004, un fracaso, cerró a la aviación comercial. El sobrecosto del nuevo aeropuerto internacional de Denver, que costó cinco mil millones de dólares y fue inaugurado en 1995, fue cercano a 200 por ciento y el tráfico de pasajeros en el primer año fue solo la mitad de lo proyectado. Problemas operativos con el nuevo aeropuerto de Hong Kong, que se inauguró en 1998, inicialmente causó estragos no solo en los costos e ingresos en el aeropuerto; los problemas se extendieron a la economía de Hong Kong. The Economist denominó al aeropuerto un ‘fiasco’ […] Obras complementarias tardaron años en terminarse. Hay decenas de ejemplos como estos en el mundo. Cito a los autores de Megaprojects and Risk. An anatomy of ambition. (Cambridge Press): ‘Las estimaciones de costos utilizadas en los debates públicos, la cobertura de los medios y la toma de decisiones para el desarrollo de infraestructura de transporte son sistemática y significativamente engañosas. Así como los análisis de costo-beneficio con los que se alimentan rutinariamente los cálculos de viabilidad de los proyectos. La tergiversación de costos puede llevar a una mala asignación de recursos escasos, lo que, a su vez, producirá perdedores entre aquellos que financian y usan infraestructura, ya sean contribuyentes o inversores privados’”.