Frank Sinatra, el hombre que vivió "a su manera"




Frank Sinatra cumpliría hoy 104 años. Fue uno de los artistas más influyentes del siglo XX, apodado como "La Voz", no dejó nada por hacer, fue cantante y actor de éxito, vividor, mujeriego, socio de la mafia, filántropo..., facetas de una vida apasionante que le convirtieron en un mito.



Su biografía


Francis Albert Sinatra nació el 12 de diciembre de 1915 en New Jersey. Su padre era un boxeadoranalfabeto, que también trabajó de bombero, y su madre una mujer genovesa de mucho carácter. Frank era un niño inquieto y vivaracho, le gustaban mucho los deportes, en especial el boxeo, y solía ayudar a su padre en la taberna de la familia, lo que le permitió relacionarse con el mundo de la música desde que tenía 10 años. Aquí, con sus padres en New Jersey (1947):


Influenciado por Bing Crosby, comenzó a formar parte de algunos grupos musicales de menor importancia, pero su talento llamaba mucho la atención y a finales de los años 30 ya era vocalista de diferentes orquestas, como las de Harry James y Tommy Dorsey.


Sinatra derrochaba personalidad y carisma, y a principios de los 40 se convirtió en un auténtico ídolo de la juventud americana, que suspiraba con sus románticas canciones, su voz melódica y su atractiva puesta en escena. De hecho, fue uno de los pioneros del 'fenómeno fan', de locura e histeria de quinceañeras, antes incluso que el mismísimo Elvis Presley o los Beatles.


En 1943 empezó su carrera en solitario con el disco 'All or nothing at all', un LP del que vendió un millón de copias. En los años posteriores a la 2ª Guerra Mundial, llegó a grabar 17 álbumes, en la que se convertiría en su época dorada.


En 1949 protagonizaría 'Un día en New York', con Gene Kelly, en la que aparecía con aquel famoso traje de marinero que siempre será recordado. Posteriormente, en 1953, llegaría su papel más importante en el cine con 'De aquí a la eternidad', que le valió el Oscar al mejor actor de reparto. Bajo esta líneas, con Grace Kelly, con quien tuvo un romance, en 'Alta sociedad' (1956)


Sus canciones 'My Way', 'New York, New York', 'Strangers in the night' o 'I've got you under my skin' fueron éxitos mundiales y son de las obras más reproducidas de la historia de la música.


Sinatra se ganó ser durante 50 años ser un número uno; en total 2.000 grabaciones, 50 películas, 11 premios Grammy y un Oscar. Sin embargo, hubo también oscuridad y polémica en su vida, Sinatra era uno de los miembros del 'Rat Pack' ('Pandilla de Ratas'), un grupo de artistas, famosos por organizar juergas en Las Vegas, en las que no faltaban las orgías, el alcohol y las drogas y al que también pertenecían Humphrey Bogart, Dean Martin y Shirley McLaine. También es conocido que el artista mantuvo estrechas relaciones con la mafia, fue amigo del mismísimo Lucky Luciano y además uno de sus tíos, perteneció al clan durante muchos años.



Sus mejores películas


De aquí a la eternidad (1954), Fred Zinnemann




Su mejor película, por la que se llevó un Óscar a mejor actor secundario. Fue considerada una obra de culto instantánea, se llevó 8 Óscar (incluyendo el de Sinatra) y fue escogida por la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos como una de las películas más valiosas de la historia del cine.


El mensajero del miedo (1962), John Frankenheimer




En el momento más brillante de su carrera Sinatra protagonizó estre thriller psicológico de espías en plena Guerra Fría. El día de su estreno coincidió con el asesinato de Kennedy, por lo que se tuvo que retrasar su proyección.


La cuadrilla de los once (1960), Lewis Milestone




Tres de las voces más emblemáticas de su tiempo se juntaron en esta fantástica comedia negra: Frank Sinatra, Dean Martin (Dino) y Sammy Davis Jr. Además, estaba dirigida por uno de los grandes pioneros de la narrativa en Hollywood: Lewis Milestone.


El hombre con el brazo de oro (1955), Otto Preminger