Basílica de Natividad y otros sitios turísticos afectados por Coronavirus

La Basílica de la Natividad de Belén, lugar de nacimiento de Jesús según la tradición cristiana, cerrará por precaución tras casos sospechosos del nuevo coronavirus en ese sector de Cisjordania, territorio palestino ocupado por Israel, indicó un responsable eclesiástico.


“Respetamos la decisión de las autoridades porque la seguridad es la prioridad”, declaró este responsable, que no quiso revelar su identidad, luego de que el ministerio palestino de Salud ordenara a las iglesias y mezquitas cerrar por temor al coronavirus.


Este miércoles Israel anunció que todo viajero que haya estado en las últimas dos semanas en España, Francia, Austria, Alemania y Suiza deberá permanecer dos semanas en cuarentena para poder entrar en el país.


Los extranjeros de estos países no podrán ingresar a Israel, a no ser que se comprometan a estar aislados 14 días en una vivienda, comunicó el Ministerio de Sanidad, que aseguró que las medidas se aplicarán en los próximos días.


El primer ministro en funciones, Benjamin Netanyahu, anunció estas estrictas medidas en una rueda de prensa y aconsejó a los israelíes no darse la mano.


Las autoridades han vetado a su vez los encuentros públicos de más de 5 mil personas, y desde hace una semana recomiendan a sus ciudadanos no viajar al extranjero si no es estrictamente necesario.


Según el Ministerio de Sanidad, actualmente hay 15 infectados en el país, aunque asegura que están en condición estable y que la propagación del COVID-19 se mantiene “bajo control”. También hay más de 6 mil personas en aislamiento, por lo que este lunes se habilitaron urnas especiales para que pudieran votar bajo extremas precauciones en las recientes elecciones.


El impacto del coronavirus también empieza a tener consecuencias económicas. Las restricciones para viajar impuestas han afectado a la principal aerolínea estatal El Al, que ha visto reducido en gran medida sus vuelos y hoy anunció que despedirá a un millar de sus trabajadores, lo que supone una sexta parte del total de su plantilla.

Otros sitios turísticos afectados por el coronavirus



También lo hicieron en días pasados lugares como el Museo de Louvre en París o la Catedral de Milán en Italia. Hay otros que aunque no han llegado a tomar dicha medida, lucen completamente desiertos ante la propagación del coronavirus.


Le contamos los sitios turísticos emblemáticos que se han visto afectados por la epidemia de coronavirus en el mundo.


El Museo de Louvre


El Museo parisino del Louvre no abrió ni el domingo ni el lunes como medida de precaución ante el coronavirus, del que ya se han registrado en Francia más de 100 casos.


La decisión de no abrir el museo más visitado del mundo se tomó en una reunión donde los empleados ejercieron su derecho a no asistir a su puesto de trabajo ante el peligro "grave o inminente" para su vida y su salud.


El lugar también permaneció cerrado el martes al tratarse de su día semanal de cierre pero reabrió sus puertas el miércoles, luego de que los empleados consideraran suficientes las medidas para protegerse del virus. La reapertura ocurrió bajo los aplausos de los turistas que ansiaban ingresar al lugar.


Por el momento, el resto de museos de la capital mantienen sus horarios habituales. El de Orsay, situado junto al Louvre y que cada año recibe a más de 3,6 millones de visitantes, solo cierra los lunes.


Además de algunas medidas en los museos, el Ejecutivo francés tomo la decisión de prohibir los grandes acontecimientos que tengan lugar en un recinto cerrado y que reúnan a más de 5.000 personas.


Catedral de Milán


La catedral de Milán, monumento símbolo de la capital económica de Italia cerrado debido al coronavirus, volvió a abrir este lunes sus puertas a los turistas al igual que los demás museos, pero en pequeños grupos tal como exigen los expertos en salud pública. La imponente iglesia gótica estuvo cerrada por una semana ante el brote de coronavirus.


Milán y Venecia lucen actualmente desiertas. Pero el gobierno autorizó la apertura de nuevo de monumentos y museos con la condición de que el número de los visitantes que ingresen sea limitado, de manera que la distancia entre ellos supere el metro, lo que evita el contagio, según los expertos.


Las escuelas y universidades permanecerán cerradas pero las estaciones de esquí en cambio están abiertas con la condición de que no reciban más de un tercio de su capacidad.


San Luis de los franceses


En Roma, la céntrica iglesia de los franceses, San Luis de Francia, con importantes obras de arte, entre ellas un Caravaggio, fue cerrada el domingo por precaución después de que uno de sus sacerdotes resultó positivo a su regreso en Francia.


También han sido suspendidos o cancelados grandes eventos deportivos y culturales (partidos, conciertos ...), mientras que los cines, teatros, clubes nocturnos y salas deportivas permanecen cerrados.


En Roma, no solo se ha visto afectada la Catedral de Milán, la ciudad se empieza a resentir cada vez más con monumentos casi vacíos, un transporte público insólitamente espacioso y algunos comercios y restaurantes cerrados.


Otros sitios


La Piazza Navona apenas tiene algunos turistas, el Panteón está casi vacío y la Fontana de Trevi tiene espacio de sobra para tomar fotos, un hecho insólito en su historia.


Se hace patente también la menor afluencia de gente en el transporte público, con los buses y vagones de metro que normalmente circulan atestados de turistas y locales y en los que ahora se pueden encontrar incluso asientos vacíos.


Los negocios cercanos al Vaticano, como algunos restaurantes o puntos de venta de pasta para llevar, frecuentados sobre todo por turistas, se lamentan de que desde hace unos días apenas tienen clientes.


Fuentes: Televisa.NEWS, El Tiempo

Entradas destacadas

1/2