General José María Magaña Patiño





Nació el día 28 de marzo de 1790, en el rancho de "La Puerta de Andaracua" en los límites de la laguna, perteneciente a la jurisdicción de Yuriria, departamento de Celaya e intendencia de Guanajuato. Fue hijo de doña Gertrudis Patiño Viuda de Magaña. Siendo niño, falleció su padre.


Al llegar a la adolescencia su madre lo llevó a la Villa de Valle de Santiago, para que recibiera la instrucción primaria.


En octubre de 1810, doña Gertrudis entregó a su hijo al Cura Miguel Hidalgo en el rancho de Loma de Zempoala. José María Magaña inició su carrera militar el 17 de octubre de 1810, con la entrada de las fuerzas insurgentes a Valladolid (hoy Morelia); combatió después en el Monte de las Cruces, en Aculco y el 17 de enero de 1811 en el Puente de Calderón.


En Zacatecas, fue herido y se trasladó a su hogar, al sanar se incorpora a las fuerzas de José María Liceaga. Participa después con otros insurgentes como los Vargas y Albino García, librándose de la persecución de Agustín de Iturbide, hasta lograrse la Independencia de México.


Luego de lograrse la Independencia de México, vivió en la ciudad de Yuriria, donde se desempeñó como autoridad municipal y en 1855 es ascendido a general brigadier por el Emperador Maximiliano. Es hecho prisionero por la inclinación a ese bando político y posteriormente perdonado por Benito Juárez.


Al final de su vida decide ponerse a las órdenes de los imperialistas bajo la influencia clerical del Partido Conservador; por esta acción, recibe el repudio de los yuririenses, viéndose obligado a radicar en la vecina ciudad de Valle de Santiago donde muere el 24 de agosto de 1872.


Fuente: Galería de Héroes y Heroínas de la Independencia. Instituto Estatal de la Cultura de Guanajuato


Publicidad

1/1