Kiosco- Columnas locales


Recuento semanal de las columnas locales del Periodista Fidel Ramírez Guerra:



Kiosco

Lo que queda en Guanajuato

La información disponible por parte del gobernador Diego Sinhue es que el 80 por ciento de los homicidios que ocurren en Guanajuato son por pugnas entre grupos por el robo de combustible. Por los números, en el 2018 se registraron más de tres mil asesinatos, más otros tres mil en los últimos tres años estamos hablando de por lo menos seis mil del 2016 a la fecha. Por lo menos.


El gobernador anterior, Miguel Márquez, sostuvo en varias ocasiones ante medios, que quienes se mataban eran los malos. Que la violencia era entre ellos y en el tiempo, por varios casos, nos enteramos de que también hubo víctimas colaterales. Incluso niños.


Será necesario un recuento a mayor profundidad acerca del número de homicidios relacionados con el huachicoleo, que se entiende, ese dato, será una aproximación, incluso en las cifras oficiales. Nos quedamos con el dato del 80 por ciento que dice el actual gobernador.


Frente a todo esto la gente se pregunta en la calle:


“Bueno, y de dónde salen tantos malos… ya son muchos los asesinados”.


El planteamiento de qué sigue y a donde quiero llegar es:


Si ya hay una estrategia contra el huachicoleo por parte del gobierno federal y este negocio se les terminará, la pregunta es:


¿Qué seguirá haciendo la delincuencia organizada? ¿Hacia dónde migrarán los grupos? ¿Qué tipo de actos ilícitos pueden continuar?


Entendemos que frente a esto las autoridades estatales tienen una contribución importante a este eventual crítico escenario.

____________________________________________________________________________________________________________________________________________


La fiesta en paz en medio de la tormenta


El desabasto de gasolina en el estado de Guanajuato, primero por una estrategia para frenar robo de combustible, y luego por una falla en el poliducto Salamanca – León, motivó la exigencia del gobernador Diego Sinhue a normalizar distribución, a advertir el impacto en la economía local y finalmente al acercamiento. La fiesta en paz en medio de la tormenta.


Por lo pronto, habrá que preguntarse si el gobernador de Guanajuato continuará con el Plan San Miguel, organizando a los mandatarios de Querétaro, de San Luis Potosí y de Aguascalientes. Y habrá que preguntarse si tendrá las condiciones para convocar a la Conago azul ya en ausencia de Rafael Moreno Valle.


Por lo pronto DS hace agenda en la Ciudad de México y en espera de un encuentro con el director de Pemex y con quien mantiene comunicación para la crisis del desabasto.


En tanto, el vecino Enrique Alfaro, gobernador de Jalisco, resolvió de momento la situación al pactar suministro especial para esta entidad.


Una fiesta en paz en medio de la tormenta y la declaración de AMLO: no jueguen a las vencidas.

____________________________________________________________________________________________________________________________________________


La emergencia en Guanajuato


Como AMLO no da fecha para el abasto el gober Diego Sinhue debe de ponerse las pilas para considerar acciones de emergencia. Esto, si no hay fecha para que haya regularización en la venta de gasolina, puede ser mañana, la próxima semana o para finales de enero.


La falta de gasolina en el estado de Guanajuato impacta en los mercados, en las tienditas, en las empresas. Todo a menor consumo y menos ingresos. Cinco, seis días y con abasto a cuentagotas y solo para algunos la economía local sigue su marcha.


A mediados de esta semana comienzan a sentirse los efectos de la crisis: productores de fresa de Irapuato han bajado sus pedidos en un 70 por ciento. Es decir, ante la falta de gasolina los distribuidores venden poco, a lo cercano.


Trabajadores independientes de la herrería y de la construcción pierden movilidad y por consiguiente paran obras e ingresos. Los repartidores de frescos y panderos bajan la intensidad en su agenda y colocación de productos.


Si la escasez se mantiene una semana o más, se va a sentir la falta de liquidez. No es menor el problema. Frente a una situación así el gobernador de Guanajuato debe de establecer ya un plan de emergencia con la participación de todo su gabinete y de alcaldes no únicamente en el tema de seguridad.

____________________________________________________________________________________________________________________________________________


Plan verdadero contra la emergencia


Aunque se tardó en tomar la decisión, el gober Diego Sinhue está dedicado a contribuir a resolver la crisis del desabasto de gasolina pero con una visión corta, no de largo plazo y no hace uso de todos los recursos del gobierno del estado. En definitiva, es para que el gobernador de Guanajuato sesione permanentemente con su gabinete y gabinete ampliado.


El estado de Guanajuato está semiparalizado, desde el corredor industrial hasta el norte y sur del estado. Fábricas, medianas empresas, changarros, vendedores, agricultores. Despachos. La movilidad cotidiana está detenida. Las pérdidas económicas son incalculables.


Por la información disponible y que no se reconoce de manera oficial al iniciar el gobierno de López Obrador se dejó de importar gasolina. Por otro lado, acciones de combate al huachicoleo y daños a dos ductos al momento de reabrirlos.


En Guanajuato se habla de que los empresarios gasolineros importen de Texas y rentar pipas para que ayuden a Pemex a traer el combustible a Guanajuato, sin embargo, estas medidas, URGENTEMENTE NECESARIAS, son insuficientes para aliviar el daño a la economía local.


Ante este panorama URGE un plan de emergencia de rescate a la economía local emprendido por el gobernador y apoyado por el gobierno federal de López Obrador.

____________________________________________________________________________________________________________________________________________


Guanajuato huachicolero, Guanajuato trabajador


El estigma es grande. Marca. Es una gran mancha difícil de borrar. Toda la gloria de Guanajuato por su pasado histórico, por su cultura, por sus atractivos turísticos, por su creatividad y constancia en el trabajo colectivo. Por sus personajes emblemáticos, se va a la basura por una palabra: huachicol.


La afectación económica sigue por la crisis de movilidad ante la insuficiencia de combustible. Desde la empresa más grande hasta la más chiquita. Desde el rico hasta el pobre. Todos. Hay una afectación general y no se ve un plan de rescate económico ni por el gobierno del estado ni por el gobierno federal. Mucho menos una acción conjunta.


Los días pasan y la carencia de gasolina sigue. El impacto económico continúa.


Pero también está nuestra imagen como estado, como sociedad y como guanajuatenses. Nos reconocen como un estado huachicolero, como si todos nos dedicáramos a esa actividad o como si todos la fomentáramos. Soy orgullosamente guanajuatense y es más, mucho más la gente buena.


Ahora no solamente hay que luchar el día a día por algo de combustible, por la recuperación económica sino también por recuperar nuestra imagen.


Que caiga quien tenga que caer, sea político, empresario, funcionario.

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

Entradas destacadas

1/2
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon