Yuriria, Pueblo Mágico:

Retos de la sociedad y gobiernos

 

Solamente  la organización de los ciudadanos, su amor por Yuriria. El esmero en brindar buenos servicios a los visitantes, hará posible un caso de éxito de Yuriria como Pueblo Mágico, porque esta región de Guanajuato tiene potencial: tiene historia, tiene la amabilidad de su gente, las riquezas naturales y su exquisita gastronomía.

 

Los empresarios de Yuriria necesitan invertir en hostales regulados; casas de huéspedes; pequeños hoteles; cabañas; ampliación y nuevos restaurantes.

 

El nombramiento de Pueblo Mágico ya está provocando la visita de turistas del mismo estado de Guanajuato y de otros estados de la República. E incluso de extranjero.

 

La promoción que Sectur y SecturGto realizan como Pueblo Mágico estimula la visita a esta ciudad de cada vez mayor número de turistas por mes.

 

En las mismas redes sociales como facebook y twitter, hay inquietud de personas del norte del país por saber dónde está Yuriria, cómo se llega y qué más ofrece.

 

La categoría de Pueblo Mágico representa para los yurirenses una oportunidad para progresar, pero también un reto de brindar más y mejores servicios a los turistas para que Yuriria cada vez sea un sitio destacado para visitar y recomendar.

 

El reto es también para las autoridades municipales, estatales y federales. La coordinación más exigente es entre SecturGto y el gobierno municipal. Estas entidades ya afinan acciones muy concretas para concientizar y estimular a la población de que el nombramiento de Pueblo Mágico es un orgullo que adquiere un compromiso de todos.

 

También vendrán los anuncios de nuevas inversiones y las acciones específicas para que los pobladores noten que sí se va por un cambio orientado a fortalecer la oferta turística.

 

Ante esta nueva dinámica que genera recursos, los pobladores necesitan sumarse a los esfuerzos que están realizando las instituciones y la iniciativa privada para crear rutas turísticas a partir de la visita a las riquezas naturales y a los sitios religiosos.

 

Otro atractivo en Yuriria son sus tradiciones comunitarias y de manera especial su típica gastronomía. Destacan los precios accesibles en su variada y rica comida.

 

Convertir a Yuriria en los próximos años en un caso de éxito como Pueblo Mágico, implica también nuevas oportunidades para los jóvenes que actualmente estudian ecoturismo y de cuyo bachillerato seguramente muchos elegirán carreras relacionadas con la gastronomía, la ecología y el turismo.

 

Hay inquietud en los jóvenes acerca de en qué parte pueden participar y establecerse un proyecto de vida. Los taxistas reconocen que hay más turismo.

 

Los lancheros, como don Pablo y don José, hacen el esfuerzo en dar a conocer sus recorridos en la laguna de Yuriria y alrededor de las islas. Hay también un esfuerzo de artesanos. Los comerciantes ambulantes requieren sumarse a un orden urbano, sin que esto implique dejar de desempeñar su actividad y perder oportunidades. Por el contrario, contribuyendo a un orden darán mejor aspecto a la ciudad y podrán mejorar sus ventas y crecimiento, a partir de incrementar sus ventas por cada vez más visitantes.

 

Corresponde a los yurirenses ser mejores. Corresponde de momento dejar atrás cuestiones político-partidarias y privilegiar a Yuriria, para convertirlo en un destacado caso de éxito de Pueblo Mágico.

 

Por: @periodistafrg

Otras Notas: